En los Renglones de tu Memoria




*A la memoria de Don Antonio y Doña María de los Ángeles. A quienes nunca conocí y sin embargo tanto quiero.




"Un tango para María de los Ángeles"
Letra



Cuando en tardes que sobran las palabras y el día
sólo somos tú y yo, cada cual con su espera
y sin embargo atados en la misma carrera
en el afán de luz, en la oscura alegría.

Cuando nada se entiende sino en tu compañía
que le pone a los pasos un eco de bandera,
cuando ya todo el sueño se curva en tu cadera
y sólo en ella crecen velas, barcos, bahía.

Cuando un día se sabe que pueda ser distinto
y se enciende la vida mientras amas y mueres,
cuando nada es distinto pero todo se evoca.

Cuando se pide a un cuerpo la luz de un laberinto
y naufragan los días sin saber ni quién eres
y me pides silencio con un dedo en la boca.


Jorge Egea




“Nací en España, pero cuando te vi supe que era Murciano.“

En el año 1937 Don Antonio rondaba los 57, era alto, seco y enjuto, y su espalda se mantenía enhiesta como una espada, las facciones curtidas por los vientos secos de Marruecos, dos hijos desaparecidos en el frente de Madrid, otro sin brazos por “esas cosas estúpidas que se hacen llamar máquinas”, y una mujer, Doña María de los Ángeles, postrada en la cama. Hacía un año que “se le había despertado el mal que por lo visto la pobre llevaba” en la pesada blandura de su cuerpo.

- Anda, Antonio, cuéntame otra vez cómo te hiciste Murciano- dijo Doña María mientras éste la ayudaba a incorporarse en aquella casa en la que se había convertido las cuatro esquinas de su lecho.
- Pero ¿qué te voy a contar que tú no sepas ya, mujer? ¡Si te lo he contado centenares de veces! O sino, acuérdate de cómo me hizo callar tu padre, tan harto como estaba de escuchar tanta cursilería -le contestó Antonio con fingida cólera.
- Anda, Antonio… cuéntamelo, ¿sí? –le dijo María sonriendo en honor al ingenio de su marido-. Mira que mi padre ya está bien “colocao” en su tumba-.

Y por enésima vez, Don Antonio le contó a su esposa lo que tantas y tantas veces le oyó recitar en esas tardes de agosto como aquella, cuando se sentaban en sillas con respaldo de madera y asiento de anea, uno al lado del otro, junto a la puerta de su casa en la Calle de la Paz “pa’ que les diese el aire”.

"Sigue leyendo esta historia..."


En la época en que conoció a quien llegaría a ser la mujer de sus desvelos, él acababa de ser ascendido al grado de Cabo de Carabineros. Paseaba por la plaza de su pueblo, Águilas, cuando se encontró de frente con aquellos ojos tan oscuros, tan profundos y tan expresivos, que ya no pudo ni quiso dejar de mirarlos. Fue tal el flechazo de amor que recibió de esos ojos que, aquella noche, cuando regresó a su casa, le compuso unos versos. Al día siguiente la buscó, rezando para que la suerte le acompañase y pudiese encontrarla en la misma plazoleta de la tarde anterior. Y así fue como aquella tarde de Agosto de 1989, Doña María de los Ángeles vio venir de frente a un hombre vestido con un uniforme gris-verde, con el pecho saliente y una sonrisa que dejó entrever la perfección de su mandíbula y que, sin mediar palabra, le hacía entrega de aquellos versos que él le había compuesto la noche anterior. La leyó con aquellos ojos que habían condenado a los de Don Antonio a una impotencia peor que la ceguera y que ahora con tanto asombro le miraban, y pensó que por mirarlo, ya le amaban.

- Y después de eso, y de unas cuantas cosas más, nos embarcamos hacia Mallorca- prosiguió con lágrimas en los ojos. A Don Antonio, que no lloraba nunca, que no lloró cuando se le desaparecieron sus dos hijos, ni cuando le amputaron los dos brazos a otro de su hijos, ni cuando se le murió su madre sin estar él presente, se le quebró la voz, aquella voz que siempre decía cosas muy grandes con palabras muy pequeñas y que en ese instante se le volvió delgada, fina como el cristal, rota; una voz suya y al mismo tiempo extraña cuando comprendió que ese “padecer la pobre, era imposible poder explicarlo”. – Ay, María…-.

Y Doña María de los Ángeles puso su dedo índice en los labios de su esposo rogándole de esa forma un silencio que era de los dos, un silencio que guió sus pasos hasta aquella tarde de agosto de 1898 en la que vio venir de frente a un hombre vestido de uniforme verde-gris con el pecho saliente y una sonrisa que dejó entrever la perfección de su mandíbula, para decirle que “nací en España, pero cuando te vi supe que era Murciano.”

Así, amando, murió Doña María de los Ángeles aquella tarde de Agosto de 1937.

-Más en el primer comentario-

Son más que palabras... Son "vuestras" palabras :

24 comentarios en ” En los Renglones de tu Memoria
pati

Hace apenas unos días llegó a mis manos un viejo cuadernillo con tapas azules. Hasta entonces, yo nunca supe de su existencia, ni de que tuviese un bisabuelo escritor y poeta, y soñador. Fue su nieta, mi madre, que con sumo cuidado lo ha tratado todos estos años, la que me lo "prestó". Jamás voy a saber poner voz ni palabras a toda la emoción que sentí en ese instante, como tampoco podré olvidar en la vida las palabras de mi madre: "Hija, trátamelo bien, que es lo único que me queda..." A lo que yo le respondí: "Mucho más que eso, mamá. Mucho más... Le voy a dar un Renglón en Mi Memoria."
Ni que decir tiene que ésta no es su verdadera historia y que sólo lo entrecomillado pertenece a su puño y letra. Yo sólo "rompo sus palabras" (las de él y las de tantos que sí supieron engalanarlas) y las coloco en mi propio cuadernillo para darles otra forma, mi forma. De ahí el título de este blog.

Quiero agradecer muy especialmente a Veinteañera por haberme entregado la segunda parte de esta historia que son los versos de Javier Egea, y otra emoción más que añado a la mía propia. Gracias, "niña" ;)

A mi tío Miguel (nieto también de Don Antonio y de Doña María de los Ángeles) le debo ese tango que tanto me ha costado encontrar en la red y que llevo conmigo desde hace 20 años; los que han pasado desde la primera vez que lo escuché de su boca. La versión que dejo en el blog es la que más me ha gustado por la bellísima interpretación que de "Ninguna" hace Alberto Castillo; se escucha muy mal, pero quise ese toque de blanco y negro, esa caracterización acorde con el texto y con el tiempo. En todo caso, aquí tenéis una versión mucho más limpia. Eso sí, yo sigo pensando que como mi tío, ninguno (bueno, sí.. Carlos Gardel. Pero es que ese señor es insuperable ;)).
Mi tío Miguel fue el primer hombre que me hizo volar bailando, el que me enseñó que, detrás de un tango, de un bolero, de una copla o de un cante por granaínas, se esconden los versos simples, complejos, elegantes; tan exactos, tan pequeños y tan universales como los propios sueños.
Gracias, "Tío".

Oscar García

Una historia preciosa, y realmente tierna. Gracias por compartirla, me ha encantado, de verdad.
Suceden grandes historias en esta gran tierra del sur :P

Un beso

Noelplebeyo

Sinceramente me faltarían palabras para abarcar tan sentido homenaje y aún se quedarían romas...solo se me ocurre repetirte "Lo que nunca se olvida, vive para siempre..."

Un beso

Nayuribe

Una historia de verdadero amor eterno... muy bella...
un abrazo

Carlos

Infinitas gracias por compartir tal tesoro.
No solo es un maravilloso y entrañable homenaje a Don Antonio y a Doña María de los Angeles,sino un homenaje al amor,a quienes en tiempos tan dificiles desde las entrañas del corazón lo hicieron eterno.
Son muchos momentos los que reviven,los que escriben renglones de mi pasado al leerte y seguramente esta noche el brillo de miles de ojos inundarán el cielo en su silencio de un amor que nunca murió.
Hay magia en esos versos,hay magia en tus palabras,hay magia en ese cuadernillo de tapas azules.
Siempre están,siempre permanecen.
Un abrazo muy fuerte!!

Cesc

Eres rica Pati. Y tienes suerte, o la buscas. O ella te busca a ti. O nosotros tenemos suerte,o la buscamos...

Hoy empiezo el dia con un tesero encontrado. Bueno dos...

Estas historias de recuerdos me ponen la piel de gallina. Hoy, bella señorita, me ha emocionado. Mucho.

-Baila?
-llevo tanto esperando este baile...

Besos

C.

Aureliano Buendía

Me has dejado sin palabras. Una historia preciosa, ahora me explico yo el porque de tú talento. No puedo decir más, bueno una cosita, escribes de puta madre aunque la expresión suene mal.....

Buendía preciosa.

J.

Sureña

Qué pena que tantas veces las historias de nuestros antepasados se pierdan en el tiempo, en los ecos casi imperceptibles de las últimas personas que las recordaron.

Y qué alegría que tu madre haya guardado de una forma tan íntima ese amor de Don Antonio y Doña María de los Ángeles para transmitírtela a ti en el momento oportuno. Ya sé de quién has heredado tantas cosas... :)

Tú tío Miguel... y la Veinteañera más dulce del lugar ;)... otra alegría

Muchos besos

P.d.: ¿pero sabes qué es lo mejor? que este recuerdo te haya servido para decidirte a Romper Palabras...

Camille Stein

una historia conmovedora...

tras leerte perdura una especie de alivio al sentir la permanencia de un sentimiento tan bello

como si el amor desafiara a los tiempos

besos

eL_TiTo_MaTi

simplemente, precioso!

añil

Ha tocado diana. Precioso.

Druida de noche

He recorrido el blog entero. Me ha gustado mucho. Mucha estética, buena literatura, interesantes reflexiones...

buen trabajo.
besos

CyberAngel

Como duele, desprenderse de esas energias que durante el tiempo nos acompañan, aunque los miedo oculten la verdad que solo son transformaciones que algún día dejaremos partir en el silencio.

Ángel

AdR

"cuando ya todo el sueño se curva en tu cadera
y sólo en ella crecen velas, barcos, bahía."


Es como si me pintaran al óleo mi casa.

Te he leído a ritmo de tango, letra de por medio, tanto... que no sabía donde acudir. Si al poema, a la historia, a la letra, a la imagen, al primer comentario... o quedarme a vivir en la propia música en movimiento de los versos y besos del tango.

Ese cuadernillo azul es... una reliquia, cuídalo (debe ser "tan universal como los propios sueños"). Yo todavía espero el de mi abuelo, en algún lugar de su memoria escondido.

Sigue rompiendo palabras :)

Besos.

P.D.: Morir amando debe ser el sentir más dulce de la vida. Moriré.

AccentLess

Que bueno que compartas algo tan especial...

Otra vez a viajar al olvido...

que lindo, y que lindo dibujos...

pati

Oscar Garcia,

Gracias a ti por leerla ;)

En todas las tierras del sur suceden, pero en unas más que en otras...

Un beso :)

Noelplebeyo,

"Y no podrías haberme dicho nada más sentido..."

En todo caso, tus palabras nunca se quedarán romas para mí. Lo sabes.

Un beso :)

Nayuribe,

Sí, yo también quiero creerlo... necesito creer que fue un amor verdadero. Si alguna vez he creído en el destino, fue aquella tarde.

Besitos, linda :)

Carlos,

Eso es: Un tesoro en tiempos difíciles ;)

No puedo llegar a imaginarme cuántos renglones podrían escribirse con el pasado de todos los nuestros...

Magia... yo creo en ella, ¿y tú? Qué tonteria... si tú la creas constantemente...

Siempre.

Un abrazo enorme :)

Cesc,

Siempre quise poseer esa clase de riqueza...
Causalidad o casualidad... prefiero pensar que todo me llega en el momento oportuno; cuando estoy preparada para recibirlo ;)

Tú acabas de emocionarme a mí.

-Voy a bailar.
- Si tú no sabes bailar, tonta.
- No, pero sé volar...

Besos :)

Aureliano Buendía,

Bueno, yo no diría tanto... talento es una palabra que me queda demasiado grande ;) Pero me gusta que lo pienses.

Lo de puta madre me ha llegado al alma, niño :D

Buen día, guapetón!
Un beso :)

pS.: Estaré pendiente de tu regreso...

Sureña,

Cierto, pero ¿sabes una cosa? Es en estos casos cuando nos damos cuenta de que los calendarios no nos sirven de nada y de que las fechas son sólo unas "herramientas inútiles para medir el paso del tiempo"...

Imagina mi alegría... yo, que siempre he robado el pasado de otros para inventarme el mío propio, tenía en mis manos algo tan valioso que no alcanzaba a medir la exacta proporción de ésta... Heredé los ojos de ella, eso sí lo sé... ;)

Un millón de besos (se dice pronto, ¿eh?) :)

pS.: No me hagas llorar, boba...

Camille Stein,

Conmovedor que te lo parezca a ti...

Eso es, eso quise, Camille. Que perdurase en y para mí.

... como si el tiempo se escurriese entre nuestros dedos... ;)

Besos :)

pati

eL_TiTo_MaTi_,

Te lo agradezco sinceramente...

Un besito :)

añil,

Nunca mejor dicho... ;)
Gracias, preciosa.

Muchos besos :)

Druida de noche,

Son pocos los se recorren blogs enteros... Gracias ;)

Un placer leerte, en serio.

Besos :)

CyberAngel,

Precioso... tanto, que me quedo en silencio por no estropearlo ;)

Besos :)

AdR,

Tu casa es un óleo ;)
Pero sí, quizá Veinteañera pensó en ella mientras leía a Egea... Habrá que preguntárselo.

Dicho de esa manera pareciese que son demasiadas cosas y que marea más que acompañan... intentaré remediarlo ;)

Sí que lo es.
Y, tú lo has dicho, el de tu abuelo sólo está escondido... Saldrá en el momento que menos te lo esperes.

Sigo.

Besos :)

pS.: Todos lo hacemos. Todos morimos amando. Sé que tú lo harás amando "mucho".

AccentLess,

Qué bueno que te lo parezca...

;)

Un beso :)

Otra vez a viajar al olvido...,

Lindo es lo que tú haces...

Besos :)

pati

Entiendo que para vosotros esta historia sea como otras tantas y que no tenga nada de especial pero a mí, finalmente, me ha servido para cargar de significado a mi nombre y a mis apellidos... Imaginarles mientras les daba forma con mis palabras no ha sido más emotivo que ver las lágrimas de mi madre (mi madre, que no llora casi nunca) mientras me decía que "ya sabía ella que yo iba a sacar algo bonito de todo esto". Yo sí lloro. Y mucho. En eso no me parezco a ellos ;).

Gracias a todos por leer(me)(les).

Σ=o) Pau

No sé si soy volada o mucho descanso me puso más lentita yo iba al desfile buscando tus historias porque echaba de menos leerte. Este año Veinteañera llego a mi cumple con su presencia y lo agradezco pues la leía cada vez que te comentaba y fue ella y sus almas veinteañeras las que me llevaron a ti de nuevo, mira que lesa el no mirar tu perfil de nuevo.
Solo puedo decirte que estoy muy feliz de estar contigo entre tus letras y emocionarme con tu historia ya que no hay nada más vivido que el sentimiento de descubrir que tu bisaabuelo traspasó sus sentimientos y su legado con tapas azules ^_^ eran parte de ti :)

Gracias por compartir este recuerdo y por esa maravillosa foto que el tiempo no detiene las velas cuando saben el curso que deben seguir.

Con mucho retraso pero siempre contigo, te dejo muchos besos ronroneados y un abrazote!
¡qué rico es tenerte cerquita y.. pucha! que me demoré ;)

un besote! prrr^^

Capazorros

Me ha recordado a una historia que me contó, hace muchos años, mi tío abuelo Pedro, huertano, analfabeto y sabio, sobre su noviazgo con su mujer.
Un saludo en panocho.

pati

Pau,

No, no, tú eres volada ni tanto descanso te puso más lentita, y ni se te ocurra decir que eres lesa... soy yo, que no dejo señales, que nunca me gustaron las cosas fáciles e intento que tampoco lo sean para los que me quieren encontrar ;)
Soy así de rara.

"(...) que el tiempo no detiene las velas cuando saben el curso que deben seguir."
Y llegaste... Nunca dudé de que lo harías...

Infinitas gracias a ti, gatita ;)

Un besazo :)

Capazorros,

Huertano, analfabeto y sabio.
Tu chaché Pedro es eso y mucho más, estoy segura, pero estas tres palabras me han llegado al alma... Y a mí me dejan sin las mías, que no sé qué decirte más que darte las gracias...

Besos a cascoporro :)

Elisabeth

es precioso y encima soy murciana jejejeje q mas se puede pedir


besitossss

pati

Elisabeth,

Finalmente sé de dónde vienes jajjajja

Muchas gracias, preciosa.
Me alegra mucho verte por aquí y de que te haya gustado... Murciana, nada más y nada menos ;)

Besitos :)

ir arriba